3 de Febrero 180 - Tel. (03442) 423-339
C. Del Uruguay (3260) E. Ríos
prensaatecdelu@yahoo.com.ar

Artículos

ATE repudia el fallo que beneficia a los genocidas

  La Seccional ATE Uruguay se sumará hoy a la marcha que se realizará a las 20 horas en repudio al fallo de la Corte Suprema que declaró aplicable el beneficio del 2×1 para las penas de prisión por delitos de lesa humanidad. La marcha se realiza a nivel nacional y se convoca a toda la ciudadanía a sumarse en repudio a la actitud de la Justicia que no hace más que apuntalar el camino contra los derechos humanos por parte del Gobierno que, desde su asunción, intenta desacreditar la lucha de más de 40 años de las organizaciones que exigimos Memoria, Verdad y Justicia.

La decisión de la Corte fue por mayoría, con la firma de Elena Highton de Nolasco, Carlos Rosenkrantz y Horacio Rosatti en el caso de Luis Muiña (Expte “BIGNONE, Benito A. y otro s/recurso extraordinario”) por tratarse de la ley “más benigna”. La ley 24.390 –conocida popularmente como el beneficio del 2×1-, hoy derogada, estuvo vigente entre los años 1994 y 2001. Permitía computar doble, a partir del segundo año de detención, los días que pasaron sin sentencia firme. De esta manera las penas pueden reducirse de una manera contundente.

En disidencia votaron los jueces Ricardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda, quienes señalaron que esa reducción no es aplicable a los delitos de lesa humanidad.

La causa investiga delitos de lesa humanidad por la desaparición de trabajadores del Hospital Posadas, en un centro clandestino de detención y tortura conocido como El Chalet”. El fallo favorece al represor Luis Muiña.

Muiña formaba parte del autodenominado grupo “SWAT”, un comando paramilitar interno del Hospital Posadas. Los SWAT se paseaban cargando armas por los pasillos del Hospital, deteniendo y torturando a trabajadores y vecinos, muchos de los cuales siguen desaparecidos.

Desde el Consejo Directivo Provincial de ATE, repudiamos esta actitud de la justicia que no hace más que apuntalar el camino contra los derechos humanos por parte del gobierno que, desde su asunción, intenta desacreditar la lucha de más de 40 años de las organizaciones que exigimos memoria, verdad y justicia.